NOTICIAS

La nueva era de Facturación Electrónica ya esta aquí

15 septiembre, 2016 - Por Bizlinks

sat reducido

A la fecha, más de 33,000 contribuyentes ya utilizan “facturas” y boletas de ventas electrónicas, la mayoría pequeñas y medianas empresas (pymes). Su ingreso a esta facilidad ha sido voluntario, mientras que la obligación de usar este mecanismo solo ha sido para 972 grandes empresas, informó la entidad recaudadora.

 En el sector gubernamental y público, las administraciones tributarias de los países latinoamericanos han intensificado el uso de las herramientas digitales al servicio de los contribuyentes, según el consultor Santos D. Malca Saavedra.

La SUNAT, acorde con su plan estratégico viene instaurando procesos de tecnologías avanzadas a fin de ser una administración moderna. Por ello implemento la emisión de comprobantes de pago, llevado de libros y/o registros contables electrónicos. Asimismo, desde Julio de este año, listo 517 Principales Contribuyentes Nacionales que ahora ya se encuentran obligados a emitir sus facturas y boletas de venta de manera electrónica.

Paralelamente, la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) pretende implementar, en corto plazo, la Factura Electrónica que servirá para contrarrestar y controlar la mala práctica de la compra venta de facturas en papel, según Juan Francisco Solorzano, titular de esa entidad, esto se hará realidad desde septiembre del 2017.

Tanto las empresas privadas como las públicas se están adaptando a este nuevo cambio que ya es una realidad y que va a seguir evolucionando; las empresas que se adapten primero tendrán ventaja y estarán más actualizadas que las que esperen hasta último momento para luego tener complicaciones con la SUNAT. Por lo tanto, se aconseja ser parte de esta nueva era tecnológica desde ahora, para maximizar resultados y ahorrar costos de manera significativa, mientras se contribuye al medio ambiente. Las entidades gubernamentales y las empresas públicas están dando el ejemplo, y ya comprueban algunos de sus beneficios; como la simplificación de la emisión de los comprobantes de pago por internet ahorrando tiempo, su almacenamiento virtual, la eliminación del uso del papel con la consiguiente disminución de costos y el reconocimiento de un comprobante de pago valido para cualquier transacción comercial que incluso puede ser utilizada para el factoring.

Fuente: Gestión y La Hora

Para más información contáctenos aquí

Artículos Anteriores

Suscríbete a Nuestro Boletín